sábado, marzo 18, 2006

Mo Cushla

Ella te escribió mi amor, mi latido. Creyó quererte como Frankie a Maggie sin darse cuenta de que sólo tú y yo podemos querernos como fingen quererse en las películas. Que tú y yo, además, escribimos y representamos guiones mejores que en los mejores teatros y salas de cine del mundo. Que si en Hoy: el diario de Adán y Eva lloré fue porque me emocionó la forma en que Dalmacio seguía amando a Eloísa después de tanto tiempo. Que temblé también cuando vi a aquella pareja de abuelos en el café parisino y recordé que, en El hijo de la novia, Nati le pedía a Rafa que la quisiera como sus padres se amaban. Que así te voy a querer yo toda mi vida. Que ella no sabe lo que es eso.

Que no vale de nada haber visto Tú y yo sin haberla visto juntos. Ni Cary Grant es el mismo desde que me recuerda a ti. Que Mo Cushla es una expresión demasiado fuerte para decirla sin entenderla de verdad. Que si yo digo my darling, my blood te estoy diciendo que eres el motor de mi vida, que vivo porque me mueves, que me nutres, que me das luz. Que hay películas basadas en los silencios que sólo nosotros acertamos a comprender. Y que hay tantas que quiero descubrirte… Que la historia de Otto, el Piloto, termina mal pero que merece la pena y que me llenes de lágrimas.

Que cuando Melvin le dice a Carol: You make me want to be a better man te lo estoy diciendo yo a ti. Que no he sido Julianne ni seré Kimmy pero sé que podré ser mucho mejor que ellas. Quizá El marido de la peluquera nos conmoviera a ambos pero yo no pienso irme para que me recuerdes. Guardaremos escenas e imágenes en algún cajón de la mesilla y las iremos rescatando día a día. Y veremos películas que ya hemos visto para refrescarnos los ojos y agarrarnos las manos.

Y haremos una lista de diez canciones para bailar, diez para escuchar abrazados, diez que nos arranquen las lágrimas. Y veremos Alta fidelidad y nos diremos cuánto nos gusta John Cusack y yo volveré a contarte que cada vez que lo he visto he pensado en tus ojos. Que mi latido eres tú porque me riegas el cuerpo. Que en todas las salas de cine hay dos asientos reservados para nosotros porque somos tú y yo los que damos sentido a todas las películas.

Hemos pasado de vernos en personajes cinematográficos a ser los protagonistas de una historia interminable. Quizá nunca estaremos en un rodaje pero la vida contigo es el mejor ensayo. Si alguna vez, como Bob, te tienes que ir y me dices I don't want to leave, te contestaré con las palabras de Charlotte: So don't. Stay here with me. We'll start a jazz band. Y te quedarás conmigo –porque yo me quedo contigo- y viviremos de la música que envuelve nuestros abrazos.

Puede que ella pensara que tú eras su Maggie o su Frank pero se equivocaba. Yo soy tu luchadora y tú mi jefe. Por ti he luchado. Por ti he dejado mi vida en cada combate. Por ti merece la pena arriesgarlo todo. Tú me has dado la fuerza y me has enseñado. Tú eres mi latido. Debería haberse dado cuenta de eso antes de dejarse llevar y escribirte esas palabras. Dolería si creyera que son de verdad pero, sinceramente, sé que sólo has sido sangre para mí porque sólo yo he sabido -y sé- amarte de verdad.


  • Wonderwall (por Ryan Adams)
  • 26 comentarios:

    Sansara dijo...

    Mejor... imposible, por añadir aquí una referencia un poco más explícita a ese Melvin con Carol, la camarera. Hay tanta referencia que *casi* cuesta seguir los saltos entre fotograma y fotograma.

    Aún así se te reconoce una línea, se te ven los pasos, y se te comen el corazón. Y por todo ello, enhorabuena. De las de verdad. :)

    Maga dijo...

    : ) Cuánto filme bien filmado.

    Ya sabes que a mí también me encanta John Cusack.

    Eres monísima. ¡Te quiero dar un abrazo de verdad!

    kay dijo...
    Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
    kay dijo...

    Y te olvidas de un desayuno neoyorkino que os tatareó la cucaracha en la bajada hacia las luces...

    Qué bonito. Da gusto verte tan feliz con tu cuento real...
    Un abrazo de amiga, pero de peli

    mc clellan dijo...

    ... al final de la escapada, tu corazón se expande como una mariposa...

    Sonnet dijo...

    eres de Gijón? de ser así lo desconocía, x supuesto k el de Iván Ferreiro no me lo perderé. Bsos.

    Leticia dijo...

    hay veces que pensamos que se nos va a estancar el corazón si no podemos amar a esa persona, que va a olvidar cómo latir si no es a su lado e, ilusamente, fantaseamos con que la vamos a encontrar en otras almas... amas en ellas lo que ves como reflejo de lo suyo y puede doler, no por perder a los otros sino porque pierdes lo que piensas era un regalo que te hacía él, como un testigo de que está en camino, una promesa de que llegará...
    al final todo se reduce a él y si está él lo reduce todo a absurdos prescindibles, pero mientras nos llega la sangre necesitamos alimentarnos con oxígeno, oxígeno de ojos verdes y brazos flacos viendo alta fidelidad con su mano en mi ombligo, oxígeno de manos en mi espalda que duelen porque, a pesar de que son perfectas, no son las suyas...
    (es curioso, estoy escuchando antonio vega justo ahora! jeje qué ganas de conocerte -en persona- por fín! )

    Decadence dijo...

    El volver. Con un fardo a las espaldas, sólo sirve para cuando, como los globos, quieres estar anclado a tierra.
    Así es como desaparece cuando quieres alzar vuelo- SÓLO cuando alzas vuelo.

    Jaime dijo...

    Me quiero quedar atrapado en el tiempo que marcan tus manos y mantenerme in the mood for love, ese en el que estoy desde que te conozco. Ser Tú y yo, cada día, regresando y resistiendo los envites de relojes en la arena.

    Once batallas has ganado, y en todas te jugaste el corazón. Por eso, no se te ocurra darme a elegir; ya sabes que cumplí condena de trabajos forzados. Sólo me queda la horca.

    No es una cuestión de sabiduría o conocimientos, es así, por eso si me cortas se derrama tu sangre. Y me da igual quien lo sepa o lo deje de conocer, es universal y vale para todos. Y es bueno, nada hay mejor.

    Muchas miradas atrás, la primera que nos regalamos, tu alma descubrió a mi espíritu agazapado en mis párpados. La reacción fue instantánea, sin cegueras temporales. El único miedo residía en poderte ver la cara sin subirme a castillos. Hoy nos comunicamos con walkie, pero no nos soltamos de la mano. Mañana, prometo regar mis piernas.

    Las películas, las canciones, tus poetas (ahora míos, definitivamente), han sido nexo irrompible de nuestro sentir. Pero, aún sin ellos, no lo dudes Amor, lo nuestro no tiene cura y es para siempre, desde entonces.

    “…los versos, han decidido huir de los libros. Nada que pudieran contar fue o será nuevo; todo lo haces tú…”

    Trapi dijo...

    Impresionante post, precioso y de lo más sesible que he leído en mucho tiempo. No te digo nada más porque me he quedado sin palabras, de verdad
    Un abrazo y seguiré pasando por aquí.

    pqueno dijo...

    ...y todas aquellas películas

    abrazos ausientes desde el norte

    Amneris F. dijo...

    Me ha encantado, de hecho casi todas esas peliculas me dicen algo y por eso me ha fascinado el post... sigue así eh :)
    besazos

    -salem- dijo...

    Muy buena Alzhu.. cada día me vas gustando un poco más..

    bowie dijo...

    qué hermoso. ¿Él lo ha leído? o quizá no debería...he reconocido varias películas, pero otras se me han escapado. algunas de mis favoritas, algunas memorables

    que te leo

    Enric dijo...

    uala, no se como explicarlo... me ha encantado el texto...

    refleja de una manera imrepsioanten lo que todos hemos sentido alguna vez.... todos los recuerdos que nos han vinculado a alguien, i q al perder la relacion parecen morir o desaparecer, i no es asi, y junto a ellos sobrevive el recuerdo (y la persona)...

    sabes que te digo? lo importante es q tu des valor a todo eso, i ojala no lo pierda nunca, porque si ya existe "ella", inevitablemente hay una parte q te ha robado...

    saludos!

    Enric

    EFESOR dijo...

    estos textos me encantan, hablar de lo que la gran pantalla de dice y mezclarlo contigo. como cuando yo me aprendo un diálogo de medem y lo practico.

    mezclar mi vida con eso, con lo que otros escriben para contar historias.

    precioso, sin duda, y bonito tu gusto cinematográfico.

    y ante todo, sobresaliente... Ryan Adams, como quiero a ese hombre!

    fer dijo...

    aunque me repita, preciosos tus nexos de guión, de imágenes y de vida.. como siempre otra vez derramas pasión.. que me desborda..un poco.
    abrazos

    MeIKe dijo...

    Hola! Pensaba darte mi nuevo Blog, (no he abandonado el de Meike, por eso..) pero no sé cual es tu mail, y tampoco quiero que sepa la dirección demasiada gente...me encantaria que le echaras un vistazo.

    Te dejo mi mail :

    smallbumblebee@gmail.com

    Besitos

    JON MIKEL ALTUNA dijo...

    Precioso, me ha emocionado. Lástima que las cosas no sean así. Bueno, quizá, ¿quién sabe? También a mí me gusta John Cusack, tocayo.

    natalia (cenicienta) dijo...

    impresionante, la fuerza q desprenden tus palabras.. todas unidas a películas q nos han emocionado a muchos.. besos grandes

    Cle dijo...

    Ése es mi sueño, poder descubrir con alguien una película cada día. Genial trenzado de celuloide! ;)

    Manuel's Cloud dijo...

    El primer latido... aquel que perfila la A de la sentimiento amor... y el último, que perfila la S de jurarnos juntos... ¿En que momento intermedio se paro, el tuyo o el mio, para huir asi?

    TxEmItA_TnT dijo...

    buscando por la red he encontrado este blog . me ha impresionado como puedes unir los sentimientos relacionando con momentos preciosos de peliculas memorables que casi todas las he visto .
    como ha dicho gente ya ... gran pasion en tus palabras , me atrevo a decir que ha llegado y llegara a la gente que lo lea . saludos

    Anónimo dijo...

    me parece una mierda y no se cmo peuden tener estas mierdad y ñoñeria colgadas de iternet

    alZhu dijo...

    Pues para parecerte una mierda por lo menos te has leído unos cuantos para llegar a este texto... nunca he entendido a gente como tú; si te parece una mierda, no lo leas ni lo comentes, ¿crees que consigues algo haciéndolo?¿te sientes mejor?

    La alumna de francés dijo...

    Me ha conmodido el corazon, no puedo dejar de llorar mientras te leia y ahora. Y escucho Florence + The Machine.
    No se que mas decirte, solo se que no paro de llorar.